Jagten (2012)


Thomas Vinterberg es recordado por Festen (1998), película que marcó un hito en el inicio del movimiento llamado Dogma 95, que apostaba al cine pensado en las historias y el peso dramático de los autores, antes que en los efectos especiales o las sagas prefabricadas para los públicos masivos. Mientras que un opaco Lars Von Trier apela a la polémica para vender sus películas (el año anterior afirmó que simpatizaba con el nazismo), Vinterberg muestra una historia minuciosamente elaborada, en la que un profesor es acusado de acosar sexualmente a una niña de seis años, quien inventa una truculenta historia animada por la frustración del primer despecho. 
Esta historia indigna a los habitantes de un pequeño poblado, quienes sucumben ante la crítica ligera y la cómoda negación de quien se hace devoto de un dogma; mientras que Lucas -interpretado por Mads Mikkelsen- enfrenta su infierno con estoicismo y una resignación que llega a indignar, a medida que trata de recomponer los fragmentos de una tormentosa separación y sus lealtades son puestas a prueba.
Anuncios

Responder

Introduce tus datos o haz clic en un icono para iniciar sesión:

Logo de WordPress.com

Estás comentando usando tu cuenta de WordPress.com. Cerrar sesión / Cambiar )

Imagen de Twitter

Estás comentando usando tu cuenta de Twitter. Cerrar sesión / Cambiar )

Foto de Facebook

Estás comentando usando tu cuenta de Facebook. Cerrar sesión / Cambiar )

Google+ photo

Estás comentando usando tu cuenta de Google+. Cerrar sesión / Cambiar )

Conectando a %s